Alania & Arquitectura

Alania escribe de Arquitectura

Archive for the ‘Eslovenia’ Category

Water from the sun | Nicolas Dorval Bory

leave a comment »

Proyecto: Museo moderno y de arte contemporáneo: Concurso de diseño arquitectónico
Arquitectos: Nicolas Dorval-BoryRaphaël BétillonGuillaume Freyermuth
Asistente : Paula Gonzalez Balcarce
Año: 2010
Dimensión: 14 000 m²
Lugar: Maribor, Eslovenia

Maribori es la segunda ciudad más grande de Eslovenia. Ubicada a las orillas del río Drava, se ha elegido este lugar para establecer una nueva galería de arte en un sitio muy céntrico, entre la rivera norte y la calle Koroska. El museo es un catalizador urbano, una loma natural se convierte en una plaza cultural, la mayor parte del programa se conforma en un volumen abstracto, un hito flotante.

El proyecto se materializa en una lógica cuadrada, un forma abstracta y simbólica de la cultura natural del lugar.

El proyecto y el parque crean una constelación de círculos de diferentes escalas, tanto en la arquitectura del museo como en el paisaje del parque.

VOLUMEN-CIRCULACIONES-CLIMATIZACIÓN

Volumen: El proyecto se diseñó de acuerdo con la racionalización del proyecto de acuerdo con tres parámetros principales: el volumen, la circulación y el clima.  Entonces, el volumen principal tiene la apariencia de un cubo Rubil de 54x54x27 m estructuralmente independiente, triangulado en 3 dimensiones, cuyos ejes están divididos en 3 módulos (27 cajas: 18 x 18 x 9 m). Los 27 cubos blancos acumulados de Brian O’Doherty proveen el espacio necesario para las actividades del museo, amplio, brillante, abierto y accesible. Acristalado por sus cuatro caras (protegido como una doble piel climática), el volumen está aislado en la parte de abajo por una capa visible múltiple de aluminio y protegida del techo por paneles fotovoltaicos.

Circulaciones: 5 largos tubos verticales colocados de manera independiente conectan de la manera más lógica posible las diferentes áreas del museo. Estos tubos transparentes (de vidrio corrugado, que ofrece una resistencia mayor) permite la conexión entre el sótano y los espacios de exhibición, entre la plaza y la biblioteca, las oficinas y la zona de almacenamiento, entre las rampas de entrega y el área de ‘catering’. Los dos tubos al Este están reservados para los empleados del staff y objetos voluminosos, los dos tubos al Oeste son para el uso de los visitantes. El largo tubo central funciona como circulación principal. Cada uno de los tubos tiene un motivo funcional, ya que envuelven los elevadores, que soportan el volumen principal.

Climatización: Concebido más como una máquina que como un espacio inerte, el museo busca la aplicación directa de sus técnicas de control del clima. De manera similar al Centro Pompidou, el proyecto lleva al exterior los elementos técnicos que soportan su funcionamiento. Este edificio muestra un nuevo aprovechamiento climático en el programa arquitectónico: una fachada tubular que también es una fuente de energía, las terrazas con micro-climas actúan como doble piel.

Con la intención de homogenizar y estabilizar las temperaturas internas, el proyecto se convierte en una caja aislada y envuelta en una interfaz de intercambio de calor, como un refrigerador ordinario o un radiador.

AGUA DEL SOL

Para soportar el balance climático del museo, el projecto usa varias fuentes de energía renovable y vectores térmicos. La ventilación del museo está hecha a través de una bomba geotérmica, aire caliente y frío van por un canal subterráneo (+/- 16°) y el intercambio de calor con un extractor del aire que ha pasado por ahí. En el verano, parte del aire expulsado es evacuado a través del techo, por convección natural, reduciendo el consumo de energía y creando corrientes de aire natural en algunas áreas. Ductos de aire vertical se encuentran en los 5 tubos de vidrio. El enfriamiento del museo lo da un sistema solar innovador. Los tubos absorbentes de la fachada sur calientan el agua a una temperatura de 80°C que es mandada a una máquina de absorción. A través de los procesos de vaporización / condensación, la corriente fría es producida en un ciclo del agua. Un tercer ciclo del agua, llamado enfriador es usado y corre por la fachada norte del edificio. Es así que, la cantidad de frío producido es proporcional a la cantidad de luz solar. El poco poder de consumo es balanceado por la producción electrovoltaica del techo. En el invierno, los tubos colectores de calor pueden ser usados directamente para precalentar el edificio.

Finalmente, un sistema de neblina está incluido en la fachada tubular, de tal manera que puede crearse una nueva artificial de agua filtrada del Drava. Esta opción, usada para refrescar tanto el museo como sus alrededores (el banco y el parque), puede ser programada y operada como un evento para crear situaciones inusuales alrededor del museo que lo convierten de esta manera en una dinámica, como si se tratara de una nube flotante, un caso meteorológico aislado en el paisaje de Maribor.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Fuente: Nicolas Dorval-Bory Architect